sitemap
Palabra Virtual

Blanca Orozco de Mateos

sguenos en twitter
Comparte el poema con tus amigos
Copia y pega este enlace en un mensaje instantneo o de correo electrnico

Comparte el poema en tu blog o pgina personal

Copia y pega este enlace en tu blog o pgina personal







Baladilla de los tres ros
de Federico Garca Lorca

palabra virtual


Federico Garca Lorca. Antologa Potica

    
    Editora del fonograma:
    Visor Libros

por Rafael Alberti    
  


Baladilla de los tres ros


A Salvador Quintero


El ro Guadalquivir
va entre naranjos y olivos
Los dos ros de Granada
bajan de la nieve al trigo.

Ay, amor,
que se fue y no vino!


El ro Guadalquivir
tiene las barbas granates.
Los dos ros de Granada
uno llanto y otro sangre.

Ay, amor,
que se fue por el aire!


Para los barcos de vela,
Sevilla tiene un camino;
por el agua de Granada
slo reman los suspiros.

Ay, amor,
que se fue y no vino!


Guadalquivir, alta torre
y viento en los naranjales.
Dauro y Genil, torrecillas
muertas sobre los estanques.

Ay, amor,
que se fue por el aire!


Quin dir que el agua lleva
un fuego fatuo de gritos!

Ay, amor,
que se fue y no vino!


Lleva azahar, lleva olivas,
Andaluca, a tus mares.

Ay, amor,
que se fue por el aire!




De: Poema del cante jondo



FEDERICO GARCA LORCA


Copyright Derechos reservados del titular.

Los poemas, poemas con voz, videos y libros en pdf presentados en este portal son propiedad de sus autores o herederos o titulares de los mismos.



regresar a la pgina anterior 





























Los poemas, poemas con voz, videos y libros en pdf presentados en este portal son propiedad de sus autores o herederos o titulares de los mismos.

El Portal de la Palabra Virtual no persigue ningn fin de lucro y cuyo objetivo es exclusivamente de carcter cultural y educativo a travs de la difusin de la poesa iberoamericana.



Copyright 2017-2020 Palabra Virtual Inc. Todos los derechos reservados.
Copyright 2017-2020 Virtual Word Inc. Worldwide Copyrights.

172 visitantes activos
en este momento


           visitas nicas