site
Palabra Virtual

Blanca Orozco de Mateos

sguenos en twitter     sguenos en fcebook     fonoteca literaria   nuevo


    

palabra virtual


Su mano entre mis manos... (Rima XL)
de Gustavo Adolfo Bcquer


Gustavo Adolfo Bquer. Rimas y leyendas    

    Editora del fonograma:    
    Yoyo USA    
por Favio Camero    
  


Su mano entre mis manos... (Rima XL)


Su mano entre mis manos,
sus ojos en mis ojos,
la amorosa cabeza
apoyada en mi hombro,
Dios sabe cuntas veces,
con paso perezoso,
hemos vagado juntos
bajo los altos olmos
que de su casa prestan
misterio y sombra al prtico!
Y ayer..., un ao apenas,
pasado como un soplo,
con qu exquisita gracia,
con qu admirable aplomo,
me dijo al presentarnos
un amigo oficioso:
Creo que alguna parte
he visto a usted. Ah!, bobos
que sois de los salones
comadres de buen tono,
y andis por all a caza
de galantes embrollos:
Qu historia habis perdido!
Qu manjar tan sabroso
para ser devorado
sotto voce en un corro,
detrs de abanico
de plumas de oro!

* * * ** * * * * * * * * * * * * * * * * *

Discreta y casta luna,
copudos y altos olmos,
paredes de su casa,
umbrales de su prtico,
callad, y que el secreto
no salga con vosotros!
Callad, que por mi parte
lo he olvidado todo;
y ella..., ella..., no hay mscara
semejante a su rostro!



De: Rimas, leyendas y narraciones



GUSTAVO ADOLFO BCQUER


Copyright Derechos reservados del titular.

Los poemas, poemas con voz, videos y libros en pdf presentados en este portal son propiedad de sus autores o herederos o titulares de los mismos.





regresar
































Los poemas, poemas con voz, videos y libros en pdf presentados en este portal son propiedad de sus autores o herederos o titulares de los mismos.

El Portal de la Palabra Virtual no persigue ningn fin de lucro y cuyo objetivo es exclusivamente de carcter cultural y educativo a travs de la difusin de la poesa iberoamericana.



Copyright 2017-2020 Palabra Virtual Inc. Todos los derechos reservados.
Copyright 2017-2020 Virtual Word Inc. Worldwide Copyrights.



           visitas nicas