sitemap
Palabra Virtual
sguenos en twitter

Si utilizas un telfono mvil o celular o bien una tablet asegrate que el browser sea compatible con flash para poder escuchar los poemas.

Comparte el poema con tus amigos

Copia y pega este enlace en un mensaje instantneo o de correo electrnico

Comparte el poema en tu blog o pgina personal

Copia y pega este enlace en tu blog o pgina personal





Textos del Popol Vuh
de Poesa maya


    Editora del fonograma:
    Voz Viva de Mxico. UNAM

en la voz de Enrique Lizalde (espaol) y Ren Acua (quich)    


Textos del Popol Vuh



Versin castellana

I

sta es la relacin de cmo todo estaba en suspenso, todo en calma, en silencio; todo inmvil, callado, y vaca la extensin del cielo.

sta es la primera relacin, el primer discurso. No haba todava un hombre, ni un animal, pjaros, peces, cangrejos, rboles, piedras, cuevas, barrancas, hierbas ni bosques; slo el cielo exista.

No se manifestaba la faz de la tierra, slo estaban el mar en calma y el cielo en toda su extensin.

No haba nada junto, que hiciera ruido, ni cosa alguna que se moviera, ni se agitara, ni hiciera ruido en el cielo.

No haba nada que estuviera en pie; slo el agua en reposo, el mar apacible, solo y tranquilo. No haba nada dotado de existencia.

Solamente haba inmovilidad y silencio en la oscuridad, en la noche. Slo el Creador, el Formador, Tepeu, Gucumatz, los Progenitores, estaban en el agua rodeados de claridad. Estaban ocultos bajo plumas verdes y azules, por eso se les llama Gucumatz. De grandes sabios, de grandes pensadores es su naturaleza. De esta manera exista el cielo y tambin el Corazn del cielo, que ste es el nombre de Dios y as es como se llama.

Lleg aqu entonces la palabra, vinieron juntos Tepeu y Gucumatz, en la oscuridad, en la noche, y hablaron entre si y meditando; se pusieron de acuerdo, juntaron sus palabras y su pensamiento.

Entonces se manifest con claridad, mientras meditaban, que cuando amaneciera deba aparecer el hombre. Entonces dispusieron de la creacin y crecimiento de los rboles y los bejucos y el nacimiento de la vida y la creacin del hombre. Se dispuso as en las tinieblas y en la noche por el Corazn del Cielo, que se llama Huracn.

El primero se llama Caculh Huracn. El segundo es Chipi-Ca-culh. El tercero es Raxa-Caculh. Y estos tres el Corazn del Cielo.

Entonces vinieron juntos Tepeu y Gucumatz; entonces conferenciaron sobre la vida y la claridad, cmo se har para que aclare y amanezca, quin ser el que produzca el alimento y el sustento.

Hgase as! Que se llene el vaco! Que esta agua se retire y desocupe (el espacio), que surja la tierra y que se afirme! As dijeron. Que aclare, que amanezca en el cielo y en la tierra! No habr gloria ni grandeza en nuestra creacin y formacin hasta que exista la criatura humana, el hombre formado. As dijeron.

Luego la tierra fue creada por ello. As fue en verdad como se hizo la creacin de la tierra: Tierra!, dijeron, y al instante fue hecha.

Como la neblina, como la nube y como polvareda fue la creacin, cuando surgieron del agua las montaas; y al instante crecieron las montaas.

Solamente por un prodigio, slo por arte mgica se realiz la formacin de las montaas y los valles; y al instante brotaron juntos los cipresales y pinares en la superficie.

Y as se llen de alegra Gucumatz, diciendo: Buena ha sido tu venida, Corazn del Cielo; t, Huracn, y t, Chipi-Caculh, Raxa-Caculh!

Nuestra obra, nuestra creacin ser terminada, contestaron.

Primero se formaron la tierra, las montaas y los valles; se dividieron las corrientes de agua, los arroyos se fueron corriendo libremente entre los cerros, y las aguas quedaron separadas cuando aparecieron las altas montaas.

As fue la creacin de la tierra, cuando fue formada por el Corazn del Cielo, el Corazn de la Tierra, que as son llamados por los que primero la fecundaron, cuando el cielo estaba en suspenso y la tierra se hallaba sumergida dentro del agua.

As fue como se perfeccion la obra, cuando la ejecutaron despus de pensar y meditar sobre su feliz terminacin.

Luego hicieron a los animales pequeos del monte, los guardianes de todos los bosques, los genios de la montaa, los venados, los pjaros, leones, tigres, serpientes, culebras, cantiles, (vboras), guardianes de los bejucos.

Y dijeron los Progenitores: Slo silencio e inmovilidad habr bajo los rboles y los bejucos? Conviene que en lo sucesivo haya quien los guarde.

As dijeron cuando meditaron y hablaron en seguida. Al punto fueron creados los venados y las aves. En seguida les repartieron sus moradas a los venados y a las aves. T, venado, dormirs en la vega de los ros y en los barrancos. Aqu estars entre la maleza entre las hierbas; en el bosque os multiplicaris, en cuatro pies andaris y os sostendris. Y as como se dijo, as se hizo.

Luego designaron tambin su morada a los pjaros pequeos y a las aves mayores: Vosotros, pjaros, habitaris sobre los rboles y los bejucos, all haris vuestros nidos, all os multiplicaris all os sacudiris en las ramas de los rboles y de los bejucos. As les fue dicho a los venados y a los pjaros para que hicieran lo que deban hacer, y todos tomaron sus habitaciones y sus nidos.

De esta manera los Progenitores les dieron sus habitaciones a los animales de la tierra.

Y estando terminada la creacin de todos los cuadrpedos y las aves, les fue dicho a los cuadrpedos y pjaros por el Creador y el Formador y los Progenitores: Hablad, gritad, gorjead, llamad, hablad cada uno segn vuestra especie, segn las variedades de cada uno. As les fue dicho a los venados, los pjaros, leones, tigres y serpientes.

Decid, pues, nuestros nombres, alabadnos a nosotros, vuestra madre, vuestro padre. Invocad, pues, a Huracn, Chipi-Ca-culh, Raxa-Caculh, el Corazn del Cielo, el Corazn de la Tierra, el Creador, el Formador, los Progenitores; hablad, invocadnos, adoradnos!, les dijeron.

Pero no se pudo conseguir que hablaran como los hombres; slo chillaban, cacareaban y graznaban; no se manifest la forma de su lenguaje, y cada uno gritaba de manera diferente.

Cuando el Creador y el Formador vieron que no era posible que hablaran, se dijeron entre s: No ha sido posible que ellos digan nuestro nombre, el de nosotros, sus creadores y formadores. Esto no est bien, dijeron entre s los progenitores.

Entonces se les dijo: Seris cambiados porque no se ha conseguido que hablis. Hemos cambiado de parecer: vuestro alimento, vuestra pastura, vuestra habitacin y vuestros nidos los tendris, sern los barrancos y los bosques, porque no se ha podido lograr que nos adoris ni nos invoquis. Todava hay quienes nos adoren, haremos otros (seres) que sean obedientes. Vosotros, aceptad vuestro destino; vuestras carnes sern trituradas. As ser. Esta ser vuestra suerte. As dijeron cuando hicieron saber su voluntad a los animales pequeos y grandes que hay sobre la faz de la tierra.

Luego quisieron probar suerte nuevamente, quisieron hacer otra tentativa y quisieron probar de nuevo a que los adoraran.

Pero no pudieron entender su lenguaje entre ellos mismos, nada pudieron conseguir y nada pudieron hacer. Por esta razn fueron inmoladas sus carnes y fueron condenados a ser comidos y matados, los animales que existen sobre la faz de la tierra.

As, pues, hubo que hacer una nueva tentativa de crear y formar al hombre por el Creador, el Formador y los Progenitores.

A probar otra vez! Ya se acercan el amanecer y la aurora; hagamos al que nos sustentar y alimentar! Cmo haremos para ser invocados, para ser recordados sobre la tierra? Ya hemos probado con nuestras primeras obras, nuestras primeras criaturas; pero no se pudo lograr que fusemos alabados y venerados por ellos. As, pues, probemos hacer unos seres obedientes, respetuosos, que nos sustenten y alimenten. As dijeron.


II

He aqu, pues, el principio de cuando se dispuso hacer al hombre, y cuando se busc lo que deba entrar en la carne del hombre.

Y dijeron los Progenitores, los Creadores y Formadores, que se llaman Tepeu y Gucumatz: "Ha llegado el tiempo del amanecer, de que se termine la obra y que aparezcan los que nos han de sustentar y nutrir, los hijos esclarecidos, los vasallos civilizados; que aparezca el hombre, la humanidad, sobre la superficie de la tierra." As dijeron.

Se juntaron, llegaron y celebraron consejo en la oscuridad y en la noche; luego buscaron y discutieron, y aqu reflexionaron y pensaron. De esta manera salieron a luz claramente sus decisiones y encontraron y descubrieron lo que deba entrar en la carne del hombre.

Poco faltaba para que el sol, la luna y las estrellas aparecieran sobre los Creadores y Formadores.

De Paxil, de Cayal, as llamados, vinieron las mazorcas amarillas y las mazorcas blancas.

stos son los nombres de los animales que trajeron la comida: Yac (el gato de monte), Uti (el coyote), Quel (una cotorra) y Hoh (el cuervo). Estos cuatro animales les dieron la noticia de las mazorcas amarillas y las mazorcas blancas, les dijeron que fueran a Paxil y les ensearon el camino de Paxil.

Y as encontraron la comida y sta fue la que entr en la carne del hombre creado, del hombre formado; sta fue su sangre, de sta se hizo la sangre del hombre. As entr el maz (en la formacin del hombre) por obra de los Progenitores.

Y de esta manera se llenaron de alegra, porque haban descubierto una hermosa tierra, llena de deleites, abundante en mazorcas amarillas y mazorcas blancas y abundante tambin en pataxte y cacao, y en innumerables zapotes, anonas, jocotes, nances, matasanos y miel. Abundancia de sabrosos alimentos haba en aquel pueblo llamado de Paxil y Cayal.

Haba alimentos de todas clases, alimentos pequeos y grandes, plantas pequeas y plantas grandes. Los animales ensearon el camino. Y moliendo entonces las mazorcas amarillas y las mazorcas blancas, hizo Ixmucan nueve bebidas, y de este alimento provinieron la fuerza y la gordura y con l crearon los msculos y el vigor del hombre. Esto hicieron los Progenitores Tepeu y Gucumatz, asi llamados.

A continuacin entraron en plticas acerca de la creacin y la formacin de nuestra primera madre y padre. De maz amarillo y de maz blanco se hizo su carne; de masa de maz se hicieron los brazos y las piernas del hombre. nicamente masa de maz entr en la carne de nuestros padres, los cuatro hombres que fueron creados.

stos son los nombres de los primeros hombres que fueron creados y formados: el primer hombre fue Balam-Quitz, el segundo Balam-Acab, el tercero Mahucutah y el cuarto Iqui-Balam.

stos son los nombres de nuestras primeras madres y padres.

Se dice que ellos slo fueron hechos y formados, no tuvieron madre, no tuvieron padre. Solamente se les llamaba varones. No nacieron de mujer, ni fueron engendrados por el Creador y el Formador, por los Progenitores. Slo por un prodigio, por obra de encantamiento fueron creados y formados por el Creador, el Formador, los Progenitores, Tepeu y Gucumatz. Y como tenan la apariencia de hombres, hombres fueron; hablaron, conversaron, vieron y oyeron, anduvieron, agarraban las cosas; eran hombres buenos y hermosos y su figura era figura de varn.

Fueron dotados de inteligencia; vieron y al punto se extendi su vista, alcanzaron a ver, alcanzaron a conocer todo lo que hay en el mundo. Cuando miraban, al instante vean a su alrededor y contemplaban en torno a ellos la bveda del cielo y la faz redonda de la tierra.

Las cosas ocultas (por la distancia) las vean todas, sin tener primero que moverse; en seguida vean al mundo y asimismo desde el lugar donde estaban lo vean.

Grande era su sabidura; su vista llegaba hasta los bosques, las rocas, los lagos, los mares, las montaas y los valles. En verdad eran hombres admirables Balam-Quitz, Balam-Acab, Mahucutah e Iqui-Balam.

Entonces les preguntaron el Creador y el Formador: Qu pensis de vuestro estado? No miris? No os? No son buenos vuestro lenguaje y vuestra manera de andar? Mirad, pues! Contemplad el mundo, ved si aparecen las montaas y los valles! Probad, pues, a ver!, les dijeron.

Y en seguida acabaron de ver cuanto haba en el mundo.

Luego dieron las gracias al Creador y Formador: En verdad os damos gracias dos y tres veces! Hemos sido creados, se nos ha dado una boca y una cara, hablamos, omos, pensamos y andamos; sentimos perfectamente y conocemos lo que est lejos y lo que est cerca! Vemos tambin lo grande y lo pequeo en el cielo y en la tierra. Os damos gracias, pues, por habernos creado, oh Creador y Formador!, por habernos dado el ser, oh abuela nuestra! oh nuestro abuelo!, dijeron dando las gracias por su creacin y formacin.

Acabaron de conocerlo todo y examinaron los cuatro rincones y los cuatro puntos de la bveda del cielo y de la faz de la tierra.

Pero el Creador y el Formador no oyeron esto con gusto. No est bien lo que dicen nuestras criaturas, nuestras obras, todo lo saben, lo grande y lo pequeo, dijeron. Y as celebraron consejo nuevamente los Progenitores: Qu haremos ahora con ellos?Que su vista slo alcance a lo que est cerca, que slo vean un poco de la faz de la tierra! No est bien lo que dicen. Acaso no son por su naturaleza simples criaturas y hechuras (nuestras)? Han de ser ellos tambin dioses? Y si no procrean y se multiplican cuando amanezca, cuando salga el sol? Y si no se propagan? As dijeron.

Refrenemos un poco sus deseos, pues no est bien lo que vemos! Por ventura se han de igualar ellos a nosotros, sus autores, que podemos abarcar grandes distancias, que lo sabemos y vemos todo?

Esto dijeron el Corazn del Cielo, Huracn, Chipi-Caculh, Raxa-Caculh, Tepeu, Gucumatz, los Progenitores, Ixpiyacoc, Ixmucan, el Creador y el Formador. As hablaron y en seguida cambiaron la naturaleza de sus obras, de sus criaturas.

Entonces el Corazn del Cielo les ech un vaho sobre los ojos, los cuales se empaaron como cuando se sopla sobre la luna de un espejo. Sus ojos se velaron y slo pudieron ver lo que estaba cerca, slo esto era claro para ellos.

As fue destruida su sabidura y todos los conocimientos de los cuatro hombres, origen y principio (de la raza quiche).

As fueron creados y formados nuestros abuelos, nuestros padres, por el Corazn del Cielo, el Corazn de la Tierra.



Versin quiche

I

C′ c′ tz′ininok, c′ c′ chamamok, ctz′inonic, c′ csilanic, c′ clolinic, c′ tolon-na puch upacaj.

Wae′ c′ate′ nabe tzij, nabe uch′an: Majabi′ jun winak, jun chicop, tz′iquin, Cr, tap, che′, abaj, jul, siwan, c im, c′iche′laj; xa u tuquel caj c′ olic. Mawi k′alaj uwchulew, xa u tuquel remanic palo, upacaj ronojel, Majabi′ nac′ila′ cmolobic, ccotzobic, jun-ta csilobic cmalcaban-taj, ccotzcaban-taj pa caj, x-ma gkoui na′ila′ c′olic yacalic.

Xa remanic ja′, xa lianic palo, xa u tuquel remanic; x-ma c′o-wi nac′ila′ lo c′olic. Xa cchamanic, ctz′ininic chi k′ekum chi akab.

Xa u tuquel ri Tz′akol Bitol, Tepew K′ucumatz, e Alom e C′ajo-lom, c′o pa ja′ saktetoj e c′o-wi, e mukutal pa k′uk′ pa rxon; are u binaam-wi ri′ K′ucumatz. E nimak etamanel, e nimak ajnaoj chiquic′ojeic.

Queje′ c′ut xax c′o-wi ri caj. c′o nai puch U C′ux Caj. are u bi′ ri cabawil chuch′axic.

Ta xpe c′ut u tzij waral, xul cuc′ ri Tepew K′ucumatz, chi k′eku-mal chi ak′abal xch′aw ruc′ r Tepew K′ucumatz. Xech′ a c′ ut ta xenaojinic, ta xebisonic xeriko-quib, xquicuch qui tzij, qui naoj, ta xcalaj, ta xquie′uxlaaj-quib, xewi sak-ta xcalaj puch winak.

Ta xquinaojij u tzuc′ic u winakiric che′ e′aam, u tzuc, uc′ic puch c′aslem winakirem chi k′ekumal chi ak′abal rumal ri U C′ux Caj, Jurakan u bi′. Cakulja′ Jurakan nabe; ucab c′ut Chi′ ipa Cakulja′; rox chic Rxa Cakulja′: chi e c′u oxibri U C ux Caj.

Ta xeul cuc′ ri Tepew K′ucumatz, ta naojixic sak c′aslem ju-pach′a′ Ta chawaxok ta cquiro puch, apachinak tzucul cool ta chuxok. "Quixiio′jin-taj; are ri ja′ chel-taj, chijama-taj, chiwinakir wa-ulew. u lakel-la c′u-rib, ch′a′-ta c′ut. Ta chawaxok ta sakirok caj ulew. ma-ta c′ut u k′ijilabal, u k′alaibal ri ka tz′ak ka bit, ta winakirok winak tz′ak winak bit", xech′a c′ut. Ta xwinakir c′u ri ulew cumal. Xa qui tzij xc′oje-w u winakiric; chiwinakir ulew. "Ulew" xech′a, libajchi′ xwinakiric.

Queje′ ri xa sutz′, xa may-wi u winakiric, chic′upupujeic ta xtape pa ja′ ri juyub: jusuc′ nimak juyub xuxic. Xa qui nawal, xa qui puz xbanataj-wi u naojixic juyub, tak′aj: jusuc′ rach-winakiric u c′isisil, u pachajil u wch.

Queje′ c′ut xquicot-wi ri K′ucumatz: "Utz mixatulic, at U C′ux Caj, at Jurakan, at pu Ch′ipi Cakulja′, Xchutzinic ka tz′ak ka bit," xech′a c′ut.

Nabe c′ut xwinakir ulew, juyub, tak′aj: xch′oboch′ox u be ja′. Xbinijeic c′oleje′ rakan xol tak juyub; xach′obol chic xec′oji-wi ja′ ta xc′utunijeic nimak juyub. Queje′ c′ut u winakiric ulew ri′ ta xwinakiric cumal ri U C′ux Caj, U C′ux Ulew, queuch′axic, ri c′u te′ nabe xquino′jij. Xc′olo-wi ri caj, xc′olo nai puch, ulew chupan ja′. Queje′ c′ut u no′jixic ri′ ta xquino′jij, ta xquibisoj rut-zinic u banatajic cumal.

Ta xquino′jij chic u chicopil juyub, chajal re c′eche′laj ronojel, u winakil juyub; ri quiej, tz′iquin, coj, balam, cumatz, sochoj, c′a′ nti′, chajal c′aam.

Cch′a ri Alom, C′ajolom: Xa pa chilolinic, ma xa on chitz′ ininic u xe′ che′ c′aam? Cte′ utz chic′oje chajal-re, xech′a c′ut ta xquino′jij.

Xquitzijoj puch, jusu c′u xwinakir quiej, tz′iquin. Ta xquisipaj c′ut rochoch quiej, tz′iquin. "At quiej, pa beyaa′, pa siwan catwar-wi. Waral catc′oje-wi pa c′im, pa sak′ul; pa c′eche′laj quipok′o-wi-iwib, cajcaj i binibal, i chacabal chuxic," xeuch′axic.

Ta xquich′ic c′ut cochoch ch′uti tz′iquin nima tz′iquin. "Ix, ix tz′iquin chuwi′ che′ chuwi, c′aam quixochochin-wi, quixjain-wi. Chiri′ quixpok′-wi, quixquiritaj-wi chu k′ab che′ chu k′ab c′ a a m," xeuch′axic quiej, tz′iquin ta xquibano qui banoj. Ronojel xuc′amo u warabal u yac′alibal.

Queje′ c′ut cochoch-wi chicop ri ulew, xuya′o Alom C′ajolom, xut-zininak chic ronojel ri quiej, tz′iquin.

Ta xeuch′ax chi c′ut ri quiej, tz′iquin rumal Tz′akol, Bitol, Alom. C′ajolom: "Quixch′awok, quixsic′inok; m-ixyonoliquinic; m-ixsic inic quixch′awaje′ taj chijujunal chu jutak ch′obil, chi jutak mo-lajil, xeuch′axic ri quiej, tziquin, coj, balam, cumatz.

"Chibij-na c′ut ri ka bi′, cojik′ajarisaj, oj i chuch, oj i kajaw. Quich′awa-na c′ut: Jurakan, Ch′ipi Cakulja′, Rxa Cakulja′, U C′ux Caj, U C′ux Ulew, Tz′akol, Bitol, Alom, C′ajolom. Chixch′awok, cojisic′ij, cojik′ijila′," xeuch′axic.

Ma c′u xutzinic xech′awic queje′-ta ri winak. Xa quewach′ elajic, xa quek′aralaj ic, quewojonic, mawi xwchinic u wach qui ch′abal, jalajoj xcok-ibej chiquijujunal.

Ta xquita ri Tz′akol Bitol, mawi mi xutzinic, mi xech′awic, xech′a chic chiquibil-quib: "Mawi mi xutzin u bixic ka bi′. Rumal oj cajtz′ak oj pu cajbit, mawi utz," xech′a chic chiquibil-quib ri Alom C′ajolom.

Xeuch′ax gkut: "Xa quixjalatajic, rumal mawi mi xutzinic mawi mi xixch′awic. Mi c′u xkajal ka tzij; iwecha′, i c′uxu′n, i warabal, i y jalibal x-iwechwi, mi xeuxic siwan, c′eche′laj. Rumal mawi xutzin ka k′ijiloxic, mawi ix sic′iy-ke, c′a c′o c′owi lo k′ijilonel, nimanel chikaban chic. Xa chic′am i patn. Xa i tiojil cicach′ic, ta chuxok. Are c′ut chipatanij," xeuch′axic ta xepixabaxic ch′uti chicop c′o chuwchulew.

Ta xraj c′u quitij chic qui k′ij; xraj quitijtobej chic; xraj pu quinuc′ chic k′ijilabal. Xma xquita-wi qui ch′abal chiquibil-quib; xma xnawachir-wi c′ut, xma xbanataj-wi puch. Queje′ c′ut xech′ cataj-wi, qui tiojil xquipatanij xeti′ic, xecmisaxic ri chicop c′o waral chuw-chulew.

Queje′ c′ut u tijobexic chic winak tz′ak winak bit cumal Tz′akol, Bitol, Alom, C′ajolom.

"Xa gku tija′ chic, mi xyopij rawaxic u sakiric. Kabana′ tzucul-ke, cool-ke. Jupach′a′ ta cojsic′ixok, ta cojnabax puch chuwchu-lew? Mi xkatijo chirech ri nabe ka tz′ak, ka bit, mawi mi xutzinic ka k′ijiloxic. ka k′alaixic puch cumal. Queje′ c′ut katija′-wi u banic ajnim ajxob tzucul cool" xech′a.


II

Wae′ c′ut tiqueric ta xnaojix winak, ta xtzucux puch ri choc u tiojil winak.

Xech′a c′ut ri Alom C′ajolom. e Tz′akol Bitol, Tepew K′ucu-matz qui bi′; "Mi xyopijic u sakiric, mi xtz′ak utzinic, mi puxk′ aleic tzucul cool, sakil al sakil c′ajol, mi xk′ale winak, u winakil uwchulew", xech′a.

Xmolomanic, xulic xbe qui naoj chi k′ekumal chi ak′abal. Ta xquitzucuj xquipucuj puch xenaojinic xebison puch waral. Queje′ c′ut xelwi aponok qui naoj. Sakil cal al xquiriko, xquicanaisaj puch ri xoc u tiojil winak. Xa xkakin chic mawi cwchin k′ij, ic′, ch′umil paquiwi′ e Tz′akol Bitol.

Pan Paxil, Pan Cay ala′ ubi′ xpe-wik′ana jal, saki jal; are c′u qui bi′ chicop wa′ c′amol recha′: yac, utiw, c′el joj. E cajib chi chicop xbin u tzijel k′ana jal, saki jal chique. Chila′ quepe-wi Pan Paxil, xc′ul u beel Paxil. Are c′ut Xquiriko ri echa′, are c′ut xoc u tiojil winak tz′ak, winak bit. J′a c′ut u quic′el, u quic′el winak xu-xic. Are xoc cumal Alom C′ajolom ri jl.

Queje′ c′ut xequicot-wi rumal ri u rikitajic utzilaj juyub nojinak che kus tzalz chi k′ana jal, saki jl; tzatz nai puch chi pek, chi caco; mawi ajilan tulul, c′awex, k′inom, tapal, ajache′, cab: nojinak qui′laj echa′ chupan ri tinimit. Pan Paxil, Pan Cayala′ u bi′ c′o-wi echa′, u wchinel ronojel ch′uti echa′, nima echa′, ch′uti ticon, nima ticon. Xc′ut u beel cumal chicop.

Ta xquee′x c′ut ri k′ana jal, saki jl, belejeb c′u u ca′al xuban Xmukane′; echa′ xoquic; ruc′ ja′ ropenal xwinakir u k′abche′al, u k′anaal winak xuxic, ta xquiban ri Alom C′ajolom, Tepew K′ucu-matz queuch′axic.

Cate, c′ut xquicoj pa tzij u tzuc′ic, u bitic ka nabe chuch kajaw. Xa k′anajl, saki jal u tiojil, xa echa′ rakan u k′ab winak ri e ka nabe kajaw. E cajib chi winak tzuc, xa echa′ oquinak qui tiojil.

Wae′ qui bi′ nabe winak xetz′akic xebitec. Are nabe winak ri Balam Qui′ Tze′, ucab chi c′ut Balam Ak′ab, rox chi c′ut Majuc′ utaj, ucaj c′ut Ic′i Balam. Are c′u qui bi′ ri ka nabe chuch kajaw.

Xa tz′ak, xa bit queuch′axic, majabi′ qui chuch, majabi′ qui kajaw, xa u tuquel achij chikabij. Mana ixok xealanic, ma nai pu xec′ajolaxic rumal ri Ajtz′ak Ajbit, ri Alom C′ajolom. Xa pus xa nawal qui tz′akic, qui bitic rumal ri Tz′akol Bitol, Alom C′ajolom, Tepew K′ucumatz. Ta xewinakwc-hin c′ut, e winak xeuxic. Xech′ awic, xetzijon puch, xemucunic, xetaon puch, xebinic, xechapanic. E utzilaj winak a chaom, achij il wch qui wchibal, c′o cuxlab xuxic. Xemucun nai puch, jusuc′ xopan qui mucubal, xc′isquilo, xc′isquetamaj ronojel xe′ caj. We quemucunic, libajchi′ chiquisol-wchij, chisolmucuj puch u pam caj, u pam ulew. Ma juk′atajil-na chiquilixtaj ronojel, ma quebin-ta-naon nabe, c′te-ta chiquil ri u xe′ caj, xawi chiri′ e c′owi ta quemucunic taztz quetamabal xuxic. Xic′ow qui wchibal pa che′, pa abaj, pa cho, pa palo, pa juyub, pa tak′aj. Kitzij-wi chi e lok′olaj winak ri Balam Qui′ Tze′, Balam Ak′ab, Majuc′utaj, Ic′i Balam.

Ta xetz′onox c′ut rumal ri Ajtz′ak Ajbit: "Juch′alic i c′ojei quina′o? Ma quixmucunic′ maquixtaonic? Ma utz i ch′abal ruc′ i binibal? Quixmucuna-na c′ut, chiwila′ u xe′ caj. Ma k′alaj juyub tak′aj quiwilo? Chitija′-na c′ut", xeuch′-axic. Cte′ puch xc-isquil ronojel u xe′ caj, c′te′ c′ut qui c′amowanic ri′ chire Tz′akol Bitol.

"Kitzij-wi camul c′amo, oxmul c′amo, mi xojwinakiric chic, mi pu xojchi′inic, xojwchinic, cojch′awic, cojtaonic, cojbisonic, coj-silabic. Utz ckan′a′o xketamaj naj, nakaj, mi pu xkilo nim ch′utin upacaj, upaulew. C′amo c′ut chiwe, mi xojwinakiric, oj tz′ak oj bit, mi xojuxic, at katit, at ka mam", xech′a ta xquic′amowaj qui tz′akic, qui bitic.

Xc′isquetamaj ronojel, xquimucuj′ cajtzuc′ cajxucut u pam caj, u pam ulew. Ma c′u utz xquitao ri Ajtz′ak Ajbit. "Mawi utz ri mi xquibij ka tz′ak ka bit, mi xquetamaj ronojel nim ch′utin", quech′a.

Queje′ chi c′ut u c′amic chic qui naoj Alom C′ajolom: "Juch′-a′chic chikaban chique, xa-ta nakaj choponwi qui mucubal, xa-ta skakin u wch uwchulew chiquilo? Mawi utz ri cquibij. Ma pa′ xa tz′ak xa bit qui bi′? Xa labe′ e cabawil queuxi chic. We mawi quepok′otajic, quequiritajic ta chawaxok ta sakirok! We mawi chic′iyaric ta chuxok!"

"Xa kayojo′ chi skakin chic c′o chi craj. Mawi utz ckana′o, xa pa′ xchijunamataj qui banoj kuc′, ri najt copon-wi quetamabal, quiion ronojel", xeuch′axic rumal U C′ux Caj. Jurakan, Ch′ipi Cakuija′; Raxa Cakulja′; Tepew K′ucumatz; Alom C′ajolom, Xpi-yakok Xmukane′; Tz′akol Bitol, queuch′axic.

Ta xquiban c′ut u c′ojeic chic qui tz′ak, quit bit. Xa c′u xwabax ubak′ quiwch rumal ri U C′ux Caj; xmoyic, queje′ ri xuxlabix u wch lemo, xmoyomobic ubak′ quiwch, xa nakaj chic xemucun-wi, xere chi k′alaj ri e c′o-wi. Queje′ c′ut u sachic quetamabal ruc′ ronojel qui naobal e cajib chi winak, u xe′ u ticaribal.



POESA MAYA


Copyright Derechos reservados del titular.

Los poemas, poemas con voz, videos y libros en pdf presentados en este portal son propiedad de sus autores o herederos o titulares de los mismos.



regresar a la pgina anterior 































Los poemas, poemas con voz, videos y libros en pdf presentados en este portal son propiedad de sus autores o herederos o titulares de los mismos.

El Portal de la Palabra Virtual no persigue ningn fin de lucro ya que tiene como objetivo exclusivamente el carcter cultural y educativo de difundir la poesa hispanoamerica.



Copyright 2006-2008 Palabra Virtual Inc. Todos los derechos reservados.
Copyright 2006-2008 Virtual Word Inc. Worldwide Copyrights.

169 visitantes activos
en este momento


           visitas nicas